Martes, 19 de Octubre de 2021

Comunicación y prensa

CECOVA: Notas y comunicados Colegios Enfermería C. Valenciana Noticias sanitarias Días Mundiales Fórum Enfermero del Mediterráneo OPE-2007 OPE-2014 Ofertas empleo OPE-2015 Fundación INDEX Nursing now OPE-2016 EIR-2020 COVID-19 OPE-2017 Publicaciones

23/09/2021 - El CECOVA rechaza que se responsabilice al profesorado de dar medicación a los alumnos de los colegios y recuerda que una sentencia del TSJCV anuló en julio la legislación que lo permitía

El CECOVA rechaza que se responsabilice al profesorado de dar medicación a los alumnos de los colegios y recuerda que una sentencia del TSJCV anuló en julio la legislación que lo permitía

Considera un “despropósito” que desde la Generalitat Valenciana se intente introducir una modificación de la Ley 10/2014 de Salud de la Comunitat Valenciana en ley de acompañamiento de los presupuestos de 2022 para restar competencias a la enfermera escolar.

El presidente del Consejo de Enfermería de la Comunidad Valenciana, Juan José Tirado, advierte: “Estas tareas impuestas al profesorado serán recurridas legalmente en todas las instancias judiciales hasta que pasen a ser competencia de las enfermeras escolares”.

La legislación que impone dar fármacos a los docentes siempre ha sido rechazada tanto por el profesorado, que se niega a asumir esa responsabilidad con trascendencia legal, como por la Enfermería, que la considera un intrusismo profesional.

    Ante las informaciones aparecidas en algunos medios de comunicación sobre la intención del Gobierno valenciano de que sea el profesorado y personal docente de los colegios e institutos el que se encargue de suministrar la medicación a los alumnos con problemas de salud, desde el Consejo de Enfermería de la Comunidad Valenciana (CECOVA) se quiere manifestar las siguientes consideraciones:

    El Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) anuló, el pasado 19 de julio de 2021, la RESOLUCIÓN de 13 de junio de 2018, de la Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte y de la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública, en la que se dictaban las instrucciones y orientaciones de atención sanitaria específica en centros educativos para regular la atención sanitaria al alumnado con problemas de salud crónica en horario escolar, la atención a la urgencia, así como la administración de medicamentos y la existencia de botiquines en los centros escolares.

    Ante la citada anulación del TSJCV, lograda a raíz del recurso contencioso-administrativo presentado por el CECOVA, el Consell no cesa en su pretensión de restar competencias a la figura de la enfermera escolar y atribuir responsabilidades sanitarias a los docentes. Ahora desde la Generalitat Valenciana se intenta introducir una modificación de la Ley 10/2014 de Salud de la Comunitat Valenciana en el anteproyecto de la Ley de medidas fiscales y de gestión administrativa —más conocida como ley de acompañamiento de los presupuestos de 2022—.

    Una modificación legal que supone un grave error ya que la norma que invalidó en julio el alto tribunal atribuía al personal de los centros docentes tareas que comprenden legalmente a los profesionales sanitarios (como la administración de los fármacos al alumnado enfermo). Una legislación que siempre ha rechazado tanto el profesorado, que se niega a asumir esa responsabilidad con trascendencia legal, como la Enfermería, que la considera que favorece el intrusismo y la discriminación profesional.  

    Ahora con la nueva redacción de la ley se pretende formalizar que los alumnos reciban medicación en los colegios, fuera del ámbito sanitario y de manos de personas que no sean sus padres, ya que hasta ahora la ley solo apuntaba que eran los centros de salud más próximos a los colegios los que debían garantizar la atención sanitaria específica necesaria.

    “Sin ningún tipo de lógica ni criterio sanitario, la Administración valenciana quiere volver a obligar a los docentes a asumir la responsabilidad de actuar ante la urgencia sanitaria que sufra un alumno, crear y mantener un botiquín, y establecer y manejar ficheros con información (privada) tan sensible y personal como es la de carácter sanitario”, según el presidente del Consejo de Enfermería de la Comunidad Valenciana (CECOVA), Juan José Tirado, quien advierte que estas tareas impuestas al profesorado “son consideradas por la Organización Colegial de Enfermería de la Comunidad Valenciana como un verdadero despropósito y serán recurridas legalmente en todas las instancias judiciales hasta que pasen a ser competencia de las enfermeras escolares”.

    Desde el CECOVA “queremos destacar que cualquier actuación profesional de nuestras enfermeras está cubierta por un seguro de responsabilidad civil contratado por el CECOVA, no sucediendo lo mismo con las intervenciones en materia sanitaria que pueda llevar a cabo el personal docente de los centros educativos”, incide Juan José Tirado.

    El CECOVA ha defendido siempre que el papel de la enfermera escolar es fundamental en el seguimiento y control de enfermedades como la diabetes, asma o alergias y así lo demuestra la experiencia de estas profesionales; una figura reconocida y presente en los centros educativos de numerosos países europeos, así como de otras comunidades autónomas, donde su presencia permite la integración de niños con serios problemas de salud crónicos.
El CECOVA lleva años trabajando y reclamando la figura de la enfermera escolar en los centros de educación pública, pues considera que es la solución efectiva a esta situación. Además, se incidió en el hecho de que los profesionales de Enfermería son los profesionales idóneos para dar respuestas efectivas a las necesidades de salud de los escolares, al tiempo que garantizan la asistencia inmediata, el seguimiento y el cuidado de alumnos con enfermedades crónicas.

    Ante la nueva pretensión de la Administración valenciana, desde el CECOVA se mandará un escrito a las dos consellerias implicadas (Sanidad y Educación) con el fin de que recapaciten y rectifiquen su propuesta. De no ser así, el CECOVA iniciará todas las acciones pertinentes para evitar que otra legislación autonómica reste competencias a la enfermera escolar y exponga jurídicamente a los docentes.

Notas de Prensa